¿Hago mi propia página web o contrato una empresa profesional?

¿Hago mi propia página web o contrato una empresa profesional?

Es una buena pregunta. La empresa 1&1 proveedora de dominios por excelencia (es, en España y según las últimas encuestas, la más conocida) está haciendo una promoción muy fuerte sobre creación de páginas web de manera fácil y sencilla directamente por el cliente. Entonces, si el acabado es tan profesional como lo venden, ¿por qué las empresas de creación de páginas web siguen siendo las líderes a la hora de confeccionar páginas corporativas? Te explicamos algunas claves para que elijas la mejor opción.

Hacer una página con este tipo de herramientas online tiene sus ventajas que se resumen, principalmente, en el precio (por lo menos como inversión inicial). El pago se realiza mes a mes (muchas veces con un descuento muy suculento el primer año), por lo que no es necesario desembolsar una gran cantidad de dinero. Además, el control de la página es meridianamente completo, pudiendo cambiar algunas imágenes y colores de forma relativamente sencilla.

Pero los inconvenientes que tienen (y que son difíciles de solventar por la naturaleza del servicio que ofrecen) han hecho que muchos de los clientes que lo contratan (por no decir casi todos) terminen volviendo a empresas de creación de páginas web. Un ejemplo real de las diferencias entre un resultado y otro es este:

  1. Página web hecha por un cliente
  2. Página web realizada por una empresa profesional del diseño web.

dudosoLo que exponemos a continuación (es cierto, las conclusiones nos benefician por nuestro modelo de negocio, no lo vamos a negar, pero realmente es nuestra fortaleza en un mercado increíblemente competitivo) proviene de experiencias de los clientes que han terminado contratando nuestros servicios y nos han contado lo que han vivido desde un punto de vista profesional.

 

Falta de detalles

 

En primer lugar nos encontramos con que la página creada por estas herramientas queda bien si no la sacas de su plantilla (y de sus imágenes y colores de ‘ejemplo’). Las fotos que el cliente termina subiendo no se ajustan perfectamente, no cuadran bien con los colores, tienen una resolución no esperada… Y la página corporativa termina dando una sensación de que le falta algo. No hay nadie detrás que termine de ajustar los detalles para dar profesionalidad a la imagen de tu empresa, y eso se nota.

 

Falta de propiedad sobre la página

 

El modelo de negocio que ofrecen empresas como “1and1”, “Strato.es” o “one.com” es sencillo: ponen a tu disposición una plantilla que puede modificarse (de forma muy limitada) y tú pagas mensualmente. ¿El problema? Que si quieres cambiar de proveedor de hosting (por poner un ejemplo), perderás tu página. ¿Por qué? Pues porque no es tuya. Tú sólo has personalizado la plantilla, pero sigue siendo una herramienta que no te pertenece. Realizar una página con una empresa profesional te permite (y si no es así revisa el contrato con ellos, ya que es uno de los mayores beneficios) ser el propietario de tu página, por lo que siempre podrás cambiar de proveedor de servicios sin perderla.

Falta de cercanía

 

El soporte de 1and1, Strato o one.com es bastante bueno (reconocemos que han hecho mucho en ese aspecto durante los últimos años), pero es imposible que te ayuden en todo. Más que nada porque no están a tu lado. Una empresa que se dedique a la creación de páginas web corporativas va a estar ahí, y tú te puedes despreocupar. ¿Qué no funciona una imagen, o tu logo se ve mal? No es tu problema, para eso pagas. Contrata y olvídate.

 

Porque el precio no dista tanto

 

Actualmente existen nuevas tecnologías que han permitido reducir drásticamente los tiempos de desarrollo de páginas web. Asimismo ya hay en el mercado diseños que se ajustan a tus necesidades con retoques rápidos y sencillos, que permiten que tu página luzca perfecta (siempre y cuando se cuiden los detalles) sin inversiones de trabajo exageradas. Por esa razón los precios ofrecidos por las empresas de creación de páginas web se han ido reduciendo, permitiéndote no depender de permanencias sin necesidad de gastar mucho más. Así la diferencia con las páginas de empresas como 1and1 y sus permanencias se terminan igualando a los pocos meses.

 

Porque tu página web corporativa es tu carta de presentación

 

Por esa razón no te la debes jugar. No estamos hablando de una diferencia de dinero increíble, y para unos pocos euros más (que a la larga, y al no tener permanencias, terminan no siendo tales) poder tener una presentación corporativa profesional y única es una decisión aconsejable.

 

Conclusión

 

Las opciones de herramientas online de creación de páginas web son buenas para ciertos perfiles, pero debemos tener en cuenta la inversión de tiempo que realizaremos en ellas y que el acabado, inevitablemente (y al depender del tratamiento de las imágenes, colores y pequeños ajustes) va a ser el mismo.

Invertir un poco más en una creación web corporativa por parte de profesionales es una gran opción, sobre todo teniendo en cuenta que en cuanto a dinero no hay tanta diferencia, pero en cuanto acabado sí. Y, además, te puedes evitar permanencias que a la larga te resulten cansinas y costosas.